¿Es la tanzanita una buena inversión?

Subasta 27 de Diciembre

La tanzanita es una piedra preciosa con unas tonalidades y belleza únicas; escasa,  misteriosa, y, por tanto, con una valoración alta, sobre todo en las de mayor calidad.

Descubierta en las colinas de Mererani en la Región de Manyara, al norte de Tanzania en 1967, cerca de la ciudad de Arusha y el Kilimanjaro.

La tanzanita es la variedad azul/púrpura del mineral zoisita. La totalidad de las tanzanitas sufren un tratamiento de calentamiento en un horno, a una temperatura de entre 550 °C y 700 °C, para dotarlas de unas tonalidades entre azul violáceo y violeta azulado.

A pesar de que sus características gemológicas son inferiores a las del diamante, es mucho más escasa. Ha ido ganando popularidad entre joyeros y coleccionistas por su exclusividad, ya que, el único yacimiento existente se encuentra en Tanzania y ocupa apenas unos 20 kilómetros cuadrados.

Su precio, desde que fue descubierta, ha aumentado de manera exponencial. La oferta de esta piedra fluctúa, porque su única fuente está siendo explotada frenéticamente para satisfacer una demanda cada vez más grande.

Los célebres joyeros de Nueva York, Tiffany & Co, le atribuyeron su nombre después de registrarse como su principal distribuidor. Lanzó una gran campaña de marketing declarando a la tanzanita como “la piedra azul más hermosa descubierta en más de 2.000 años”, afirmando con orgullo que la tanzanita sólo podía encontrarse en dos lugares del mundo “en Tanzania y en Tiffany´s”

Anunciada como “la piedra preciosa del siglo XX”, las condiciones que han dado lugar a su origen son tan específicas que los gemólogos han descartado por completo la posibilidad de encontrar otro yacimiento de tanzanita en cualquier lugar del planeta.

Linda Kennedy, gemóloga de Richland Resources, está de acuerdo con este pronóstico. «Las posibilidades de que los factores naturales que originalmente se produjeron para concebir la tanzanita vuelvan a ocurrir son menos de una entre un millón; es como ganar una lotería geológica», dice Kennedy, explicando por qué es poco probable que alguna vez se descubra una fuente alternativa.

Debido a este proceso tan singular, se espera que las minas de tanzanita se comiencen a agotar en unos diez o veinte años. Por consiguiente, se está convirtiendo en una piedra cada vez más escasa, especialmente en la calidad más deseable, que representa menos del 1% de la producción total.

Setdart tendrá a su disposición, en la próxima subasta del 27 de diciembre, una variada colección de piezas con tanzanitas de excelente calidad, en su mayoría certificadas por The Tanzanite Laboratory.

Les animamos a invertir en “la piedra preciosa del siglo XX”.

Lotes 35309206, 35309203 y 35309202

External references to Roman urns

Prado Museum

Wikipedia