// Escuela italiana de mediados del siglo XVII. "Escena de cocina", c. 1650-60. | Setdart Subastas
 
 

Lotes selectos, lote 30214358

Lotes selectos subastas barcelona

Escuela italiana de mediados del siglo XVII.
“Escena de cocina”, c. 1650-60.

Óleo sobre lienzo. Reentelado, con bastidor del siglo XIX.

Se adjunta estudio realizado por Enrique Valdivieso, catedrático de Historia del Arte de la Universidad de Sevilla.
Medidas: 126,5 x 152 cm; 164 x 190 cm (marco).
En este lienzo el autor despliega ante el espectador un exuberante bodegón compuesto por todo tipo de alimentos, y enriquecido además por la presencia de animales vivos y dos personajes magistralmente resueltos en difíciles escorzos. La escena se sitúa en un interior, sobre un fondo oscuro que realza la corporeidad de los distintos elementos de los primeros planos, destacados por una iluminación muy pensada y contrastada, típicamente barroca.

Se trata de una composición que se asemeja en su concepción a las obras de Frans Snyders (1579-1657) el gran maestro flamenco de la naturaleza muerta y de los animales. Sin embargo, las figuras son netamente italianas, con anatomías monumentales y escultóricas y rostros, sobre todo el de la mujer, modelados a base de luces y sombras, también totalmente propios de la escuela barroca italiana del Norte. De hecho, estos personajes parecen enlazar con la influencia naturalista de Caravaggio, y en concreto la figura del hombre de espaldas, que aporta realismo y naturalidad a la escena, es muy propia de los seguidores de este pintor. En resumen, se trata de modelos propios del barroco naturalista italiano, muy diferentes a las figuras del barroco flamenco, trabajados con un modelado a base de luces y sombras directamente heredero del tenebrismo caravaggiesco. Asimismo, los elementos del bodegón aparecen colocados de forma menos aparatosa que en los ejemplos flamencos. Por lo tanto, sería indudablemente una obra de factura italiana, si bien muy influenciada por el paso de Snyders por el país. El flamenco visitó Italia entre 1608 y 1609, pasando primero por Roma y trabajando más tarde en Milán para varios clientes, entre ellos el Cardenal Arzobispo Federico Borromeo. Las obras que Snyders pintó en Italia debieron causar un profundo impacto no sólo por lo novedoso de su concepto, sino también por su dinamismo rubeniano y su carácter naturalista típicamente flamenco. De hecho, Snyders desarrolló el barroquismo de Rubens aplicado a la naturaleza muerta, a través de composiciones plenamente dinámicas, basadas en marcadas diagonales y animadas con la presencia de animales vivos, dotadas asimismo de una mayor elegancia. Son obras plenamente barrocas no sólo en el sentido dinámico, sino por su gran tamaño y su acusado sentido decorativo. Como en este lienzo, en las obras de Snyders los objetos se acumulan sin ninguna claridad, y están interpretados mediante colores muy vivos. Algo frecuente en la obra del maestro flamenco es lo que vemos aquí: animales y viandas organizados en dos pisos, formando un zigzag compositivo que refuerza el dinamismo de la imagen. En sus obras fueron, además, corrientes los animales vivos, como aqí las

Escuela italiana de mediados del siglo XVII.
“Escena de cocina”, c. 1650-60.
Pin It
 

Tags: , , ,

 

Más entradas en Lotes Selectos

 
 

Compartir esta entrada



 
 
 
 

Añadir un comentario

required

required

optional


 
 
Síguenos

Recibe las nuevas entradas de este blog en tu mail.

Únete a nuestros seguidores: