// Josep Guixà | Setdart Subastas
 

Josep Guixà

Accede a la subasta

Hablar de la obra de Guixá es hablar de materia, no de óleos ni de otros pigmentos plásticos, de materia que él mismo crea y colorea casi siempre con tonos contenidos, apagados. De aspecto consistente y desigual, ella es el ingrediente básico de todas sus formas creativas, no en vano su trabajo colateral ha sido siempre la construcción de hábitats. Así como la luz es el principio primordial para los impresionistas, para Guixà la materia y su disposición armónica en el espacio es lo que determinan sus creaciones, aún en sus obras menos figurativas.

En un principio fueron los paisajes los que interesaron a Guixá. Su espátula nos llenó de lugares cercanos que nos asombraron por su particularidad y por la facilidad con que creaba pueblos, árboles, casas, caminos, cielos, mares, todos a partir de una secuencia compleja de materia rota y colorida mente apagada. A partir de ahí, fue fácil para el artista trabajar con los detalles, como los de Gaudí u otros espacios o temas más reducidos como fachadas, puertas, techos, ventanas…  Anteriormente, su interés por el deporte también lo llevó a construir con su inigualable materia cuerpos o símbolos olímpicos de la más diversa índole.

Ahora el artista profundiza en la imagen de la mujer. Con sus MATERICAS SENSUALIDADESGuixá crea la sensualidad a partir de sutiles cuerpos femeninos que se  construyen en unas obras o se  de construyen  en otras,  producto de ese juego que consigue el artista con la materia, siempre sugiriendo más de lo que lo muestra. Ahora los colores  son importantes. En diferentes tonos azulados, la mujer que ve el paisaje marino, en rosas, la dama en el dormitorio, en ocres y marrones, la exquisita mujer con el espejo en la bañera. Hasta la pobre  Penélope esperando el tren forma parte de esta búsqueda de sutilezas del artista.

Finalmente,  el artista también expone una serie  inigualable de retratos de pequeño formato. Si difícil fue hacer de la mezcla de materia, puro paisaje, puro detalle, pura sensualidad, no nos podemos imaginar la dificultad de reproducir esos deliciosos e incomparables rostros infantiles a partir de esta técnica tan compleja.

Marcenia Baqués

 

Josep Guixà

Accede a la subasta

La obra de Josep Guixá Matéricas Sensualidades, como la tierra y el principio de la vida, va más allá, sustituyendo los restos del magma por argamasa confeccionada con pigmentos minerales y las capas de comunidades bacterianas o de vida, por la sensualidad femenina, cuya condición no deja de estar relacionada simbólicamente con la fertilidad de la mujer. Por lo tanto, su obra está realizada con mucha materia, concebida mediante espatulados cargados de material pictórico, en alguna medida, como la formación de los sustratos terrestres.

Cada capa matérica, contiene otra capa acoplada a esta conformando un panel de estratos “o restos magmáticos” a través de los cuales Guixá; “de la misma manera que el magma daba vida a la comunas bacterianas” deja que las distintas capas, vayan conformando o dando vida “en sí” a figuras humanas, que generalmente son mujeres. Estas figuras van surgiendo como los estratos magmáticos, de los sustratos pictóricos. De esta manera, por medio de las figuras que van apareciendo de la argamasa pictórica, aquello que está petrificado por el tiempo adquiere una ilusión de vida en su obra. La pigmentación de los tintes terrosos y argentados esparcidos sobre la argamasa, contribuyen a la recreación de la misma.

Santial, Dr. en Bellas Artes

 

Inaguración de la Exposición de Josep Guixà en Art Fusion Bcn, 03/12/2013

)

 
 

Más entradas en Lotes Selectos

 
 

Compartir esta entrada



 
 
 
 

Añadir un comentario

required

required

optional


 
 
Síguenos

Recibe las nuevas entradas de este blog en tu mail.

Únete a nuestros seguidores: